Ortopedia.

 

La ortopedia es una rama de la medicina dedicada a diagnosticar, tratar, rehabilitar y prevenir lesiones y enfermedades del sistema locomotor del cuerpo humano. Este sistema tan complejo está formado por huesos, articulaciones, ligamentos, tendones, músculos y nervios. Es el sistema que permite realizar movimientos a cualquier ser vivo.

Hace algunos años la ortopedia se dedicaba únicamente al tratamiento de niños con deformaciones de columna o extremidades. Sin embargo hoy en día la ortopedia puede tratar a pacientes de cualquier edad, desde niños recién nacidos con pie zambo, atletas que necesitan cirugía artroscópica, hasta adultos mayores con artritis.

El médico ortopedista u ortopeda, es el encargado de tratar problemas que afectan al sistema motor. El ortopedista se especializa en:

  • El diagnóstico de lesiones o trastornos en el sistema motor
  • El tratamiento ya sea con medicamentos, ejercicios, cirugía.
  • La rehabilitación estableciendo rutinas de ejercicios o terapia física para recuperar la movilidad, la fuerza o el funcionamiento de aluna extremidad.
  • La prevención con información y planes de tratamiento para evitar lesiones o retrasar el avance de las enfermedades.

Como cualquier otro especialista médico, los ortopedistas están capacitados para dar prácticas generales, pero pueden especializarse en alguna extremidad concreta como; pie, mano, hombro, columna, cadera, rodilla y en pediatría, trauma o medicina deportiva.

 

Examen físico.

 

El médico, con sólo mirar a un paciente sabe mucho sobre que es lo que le aqueja.

Existen señales y síntomas obvios, como por ejemplo:

  • músculos débiles (atrofiados) o asimétricos.
  • Alineación incorrecta.
  • Inflamación.
  • Cambio en color de la piel (moretones o rojedad de la piel que indican inflamación).
  • Crecimientos como quistes, y callos.

Sin embargo, un examen físico no es sólo mirar el cuerpo del paciente, hay que analizar la marcha (es decir como camina), palpar el cuerpo, pruebas musculares, pruebas de flexibilidad (amplitud o de movimiento), reflejos y análisis de laboratorio como por ejemplo conteo de glóbulos y análisis de orina.

 

Campo de actuación de un ortopedista.

 

La ortopedia se ocupa de las lesiones traumáticas de columna y extremidades que afectan a:

 

Huesos:

  • Deformidades de los huesos.
  • Infecciones de los huesos.
  • Tumores óseos.
  • Fracturas.
  • Necesidad de amputación.
  • Seudoarticulaciones y dificultad para la consolidación de fracturas.
  • Consolidaciones defectuosas: fracturas consolidadas en mala posición.
  • Deformidades de la columna vertebral.
  • Epifisiólisis, etc.

 

Ligamentos y articulaciones:

  • Artritis.
  • Bursitis.
  • Luxación
  • Dolor articular.
  • Hinchazón o inflamación articular
  • Rupturas de ligamentos.
  • Esguinces.
  • Luxaciones.
  • Artritis traumáticas, etc

 

Músculos y tendones:

  • Roturas fibrilares.
  • Hematomas.
  • Contusiones.
  • Tendinitis, etc

Piel:

  • heridas, etc.

 

Especialistas en Ortopedia:

 

 

 

Fuentes:

http://orthoinfo.aaos.org/topic.cfm?topic=A00492#top

https://medlineplus.gov/spanish/ency/article/007455.htm